Los alimentos que no pueden faltar en tu dieta este otoño

Se acabó el verano. Llega un nuevo clima en el que el frío hace acto de presencia y los días son más cortos. El organismo es vulnerable a estos cambios de temperatura y, por ello, debe adaptarse a estos ritmos. Desde Copa COVAP abogamos por una alimentación saludable que te permita superar estos contrastes, sugiriéndote un conjunto de alimentos que te aportarán las vitaminas y nutrientes necesarios para esta estación.

Tonos ocres de las setas, el castaño de los frutos secos, el verde de las coles o el naranja de las mandarinas y otros cítricos son sabores y colores que van a aparecer en tu plato más de una vez, pues se trata de productos fundamentales y propios del otoño.

Pescados azules

Salmón, sardinas o anchoas son alimentos que gozan de buena calidad y madurez por estas fechas. Este tipo de pescado tiene un alto contenido en minerales y es un plato más completo incluso que la carne. Su riqueza en Omega 3 ayuda a mantener los huesos fortalecidos. Asimismo, incluye muchos antioxidantes, mientras que las vitaminas B y C ayudan a prevenir problemas relacionados con el sistema nervioso.

Setas

A la plancha o salteadas, en revueltos o en risottos, las setas y los champiñones son un acompañamiento ideal que permite darle personalidad a muchos de los platos que tomamos. Suelen conservar todas sus propiedades durante el mes, por lo que podrás disfrutar plenamente de su sabor. Sin embargo, recomendamos comprarlas en tiendas especializadas, lo que evitará que, al cogerlas en el campo por nuestra cuenta, comamos alguna en mal estado o venenosa. Contienen un alto nivel de proteínas, y son ricas en hierro, fósforo, potasio y minerales.

Coles, espinacas… verduras

Las coles no son un producto muy querido por muchos, pero se trata de una de las verduras más ricas y que más aportan a nuestra dieta gracias a sus beneficios nutricionales y gastronómicos. En cuanto a las espinacas, presentan un bajo aporte calórico, contribuyen a aliviar el estreñimiento, y además aportan hierro y facilitan el tránsito de la comida. Este otoño no pueden faltar en tu mesa.

Legumbres

Hablamos de lentejas, garbanzos o guisantes. Aunque están disponibles durante todo el año, son perfectos también para otoño, ya que forman parte del típico plato de ‘cuchareo’, característico por su temperatura, que ayudará a disipar el frío de esta estación. Asimismo, estos productos aportan un número de calorías no muy desorbitado, pero hay que ser cautos a la hora de elegir el acompañamiento y los condimentos que vayamos a incorporar.

Frutos secos

Son alimentos nutritivos y energéticos, así como un concentrado de proteínas, grasas y buenas dosis de vitaminas, minerales y fibra. Con un puñado será suficiente, pues de esta forma no te pasarás con las calorías y tanto avellanas, almendras, piñones, nueces como castañas contienen hierro, fósforo, vitaminas y nutrientes. Un aperitivo ideal para tomar entre horas o preparar diversos platos.

Cítricos

Las mandarinas y naranjas aportan un amplio abanico de vitaminas. Son frutas ricas en vitamina C y además contienen mucha fibra. Tu organismo agradecerá componentes con elevadas dosis de antioxidantes. Siempre puedes tomar para merendar zumo o algún jugo elaborado con estos ingredientes.

Este otoño aprovecha los alimentos que más tienes a tu alcance para preparar platos que añadan todo tipo de nutrientes. Además, no olvides que muchos de estos productos son baratos y pueden acompañar a otros menús, contribuyendo a mantener una dieta equilibrada y saludable, una de las grandes apuestas que reivindicamos desde Copa COVAP.